domingo, 19 de junio de 2005

Argentina. Día 2. ¡¡Feliz día Papá!!

Antes que nada, quiero enviar mi saludo y mi cariño para mi padre no solo éste día simbólico, sino en todos los días, puesto que no se debe tener sólo un día para decirle a Papá que uno lo quiere, lo respeta y que se siente orgulloso de ser su hijo. Así que espero que hayas pasado un día excelente Papá, y lo mismo va para mis dos hermanos, que son ya padres a su vez.
Este lugar donde me he hospedado, es un éxito. Justo lo que deseaba. Es un lugar donde se hospedan los "backpackers", o sea los turistas informales. Garden House es un lugar muy acogedor, te sientes en tu casa, te dan desayuno al gusto, y el precio es módico. Me he hecho amigo de casi toda la gente alojada, unas chicas inglesas, una israelita, unos americanos, etc. Aparte de los que atienden, muy buen dato. Ayer celebramos un verdadero asado argentino como Dios manda. La carne, sólo sazonada con la sal parrillera puesta en el asador, junto con las papas, las cebollas, los morrones y zuquinis (habían un par de vegetarianos) hasta que la carne estuvo al punto. Crocantita por fuera y roja por dentro. Tengo que decirles que cada bocado era como una sinfonía dentro de mu boca, muy sencillo pero delicioso. No digo más. Con la carne estab el vino muy sabroso y cervecita. Tras la comilona decidimos irnos a algún boliche a tomar algo y bailar. Fuimos a un lugar llamado "Mundo Bizarro" donde efectivamente la música era bastante movida, muy de mi gusto, todo muy movido y repleto de gente. Llegamos al hostal como a las 4. Me desperté a las 11 mientras mis otros amigos seguían dormidos, cosa que mientras desayuné, me bañé y pagué mis siguientes días, me puse a decidir qué hacer hoy.
A eso del mediodía salí rumbo a Santelmo, porque me dijeron que iban a haber ferias a mil de artesanos, antiguedades y todo eso como para recrear la vista. Y efectivamente lo era. Galería tras galería se repetían ante mis ojos sin parar. Tuve la fortuna de encontrarme con otras tres amigas inglesas que conocí en el viaje a B.A. Con ellas almorcé en un barcito lleno de antiguedades. Mi plato consistía en unos tallarines al "tuco" que es la salsa de tomates y salsa blanca. Regado con parmesano. Una delicia. Luego de comer salimos a recorrer galerías de arte, cosas impresionantes, sobre todo una que se llamaba "apunta", un increíble truco de montaje, te veías tú mismo en una diana de tiro al blanco y te podías mover, lo lograron gracias a las paredes muy astutamente pintadas cosa que aparentaban a la cámara que era una diana redonda. Tienen que verlo para sentirlo.
Luego me despedí de mis amigas y recorrí otro rato los locales de antiguedades, cómo se veían cosas por todos lados, y había algo que me di cuenta, el argentino le gusta mucho lo suyo. Habían cosas desde sartenes de cobre puro hasta candelabros de principio de siglo pasado, pasando por viejos carteles de pelísculas y motras cosas, cosa que finalmente llegué de nuevo al hostal bien cansadito, pero mañana como es día del padre y es feriado acá, tal vez vaya a algún mall para ver como son las cosas. Bueno, me están pidiendo la máquina así que me despido hasta mañana.